La compañía Robot vfx acaba de hacer un cortometraje, FUGU & TAKO, aproximadamente 7,5 minutos de duración que narra la historia de dos hombres de suelo japonés cuya vida cambia radicalmente cuando uno de ellos come un pez venenoso en un bar de sushi. La película fue escrita y dirigida por Ben West y tiene más de 60 tomas de efectos visuales. Los programas utilizados fueron Houdini, V-ray y Nuke.