Microsoft anuncia que ha comprado havok, desarrolladores del motor físico en tiempo real de Intel, la idea es potenciar el desarrollo y proporcionar herramientas creativas para ofrecer servicios de juegos disponibles en la nube, algo que ya empezaron a utilizar con Crackdown 3.